La conjuntivitis es un padecimiento de los ojos que sucede cuando se inflama la conjuntiva ( membrana mucosa que recubre el interior de los párpados del ojo) y dicha inflamación se extiende a la parte anterior del globo ocular.

Causas probables de una Conjuntivitis: Mild pinkeye

• Una deficiente alimentación, baja en vitamina C y A.

• El exceso de grasa en la dermatitis seborreica (tocarse la cara y luego tallarse los ojos)

• LEER INAPROPIADAMENTE: con poca luz, exagerando los tiempos de lectura, forzando los ojos con letras pequeñas, leer en movimiento (en el carro, autobús, fijar la vista demasiado tiempo en el monitor, realizar muchas actividades donde hay que fijar la vista y no hay luz solar.

• Mala higiene y mal descanso del ojo.

• Lavar los ojos con jabones irritantes o detergentes corrosivos.

• Exponerse a contaminación ambiental con exceso de humo, polvo o elementos contaminantes.

Los síntomas de la conjuntivitis son:

• Ojo enrojecido, irritado o que arde.

• Lagrimeo.

• Picor.

• Mucosidades en los ojos.

• Dolor o molestia ocular.

Remedios naturales para la conjuntivitis:

ALIMENTACIÓN: las mucosidades y las altas temperaturas que se producen en el cuerpo y que causan la mayoría de las enfermedades se deben al alto consumo de azucares y panes refinados, lácteos de procedencia animal, productos fritos y embutidos. Todo esto atasca las funciones primordiales del cuerpo y no le permite una armonía interior llamada salud. Es necesario que tu alimentación siempre sea lo más fresca y cruda posible, que consumas suficiente Vitamina C (Naranjas, limones guayabas, arándanos, kiwis, brócoli, etcétera) y que elimines lo más posible los productos nocivos antes mencionados.

HÁBITOS: hay que tratar de leer de una forma pausada, tranquila, enfocando bien las letras y con buena luz, prefiriendo a medida que sea posible la luz solar y evitando forzar la vista con letras pequeñas o que bailan. Si tu trabajo es estar en el monitor por largos periodos de tiempo, debes descansar la vista cada 50 minutos y asomarte por la ventana y ver de lejos para descansar la vista. Otro hábito es hacer actividades a la luz solar de manera que el ojo se de baños suficientes de luz, lo cual fortalece y nutre los ojos.

Unos ojos sanos no sólo reflejan salud sino uno belleza que viene desde lo profundo del alma.